La inmobiliaria de ámbito nacional Abbey Realty encargó a Héctor Jareño el diseño integral de su identidad, incluyendo sus espacios comerciales. Partiendo de la estructura de hexagonal de una colmena dividida en dos polígonos abiertos en su base se referenció la geometría básica de una vivienda. El uso del color azul en combinación con plata y la generación de sub-identidades para cada una de la líneas de negocio (corporativo, alquiler, venta….) completan una identidad de gran capacidad visual. El diseño interior se concibió como un espacio distinguido y cálido que exprese la voluntad de un servicio esmerado y diferenciado de la competencia por su exclusividad de trato.